¿Por qué necesitas la figura de un/a wedding planner?

Probablemente el día de la boda es uno de los más importantes en la vida de una persona. Nada puede salir mal, pero por lo general la inexperiencia puede jugar malas pasadas. Si no sabes cómo organizar tu boda o por dónde empezar, necesitas de un profesional que te ayude, necesitas un/a wedding planner.

El/la wedding planner es un profesional que va a saber qué hacer en cada momento de la preparación y celebración de tu evento. Entre las tareas en las que puede ayudar destacan las siguientes:

  • Gestión de tiempo y recursos
  • Selección de proveedores
  • Trámites legales
  • Conocimiento del sector y creatividad para hacer realidad la boda con la que siempre has soñado

A continuación, enumeramos una serie de beneficios que te puede brindar un/a wedding planner:

  1. Ganarás tiempo

Siempre respetando los gustos de los novios, un/a wedding planner sabe cómo organizar una boda especial, original, única y hecha a medida. Para ello cuenta con muchos recursos y el tiempo necesario para dedicarle a toda la planificación y, hacer realidad vuestros sueños.

Como bien sabemos la organización de una boda lleva tiempo por la cantidad de tareas y detalles que debemos tener en cuenta. Con un/a wedding planner los novios sólo tienen que tomar la última decisión y elegir aquello que les parezca bien y les guste para su boda.

  1.             Abarata los costes

La idea más generalizada es que, contratar un Wedding planner, es costoso e incrementa el presupuesto ¡Nada más lejos de la realidad!

Adaptará tu boda al presupuesto que le des y te ahorrará dinero porque conseguirá importantes ventajas y ofertas con los proveedores del sector. Sabe cómo moverse en este mundo, y procurará encontrar a los mejores para que tu boda sea todo un éxito.

Si lo dejas en manos de un/a wedding planner, sabrá qué partidas recortar o equilibrar para poder hacer de vuestro enlace un evento único y muy personal. En muchos casos, conseguirá precios más reducidos u otros tipos de ventajas y ofertas que se adapten a vuestro presupuesto o necesidades.

  1.          Los mejores consejos

Un organizador de bodas es un experto conocedor del sector, debe estar permanentemente actualizado, y por lo tanto puede asesorar a los novios y a sus familias en cualquier aspecto. Esto ahorra muchísimo tiempo y sobre todo aporta tranquilidad y seguridad, ya que cuentas con un profesional para hacerse cargo de todo lo que necesites:

  • Vestuario y estilismo.
  • Decoración de las mesas, flores en la iglesia y en tu celebración.
  • Protocolo.
  • Timelines estrictos para tener todo bajo control.
  1. Una boda totalmente personalizada

Es lógico y natural que los novios deseen una boda diferente, que cuente su historia de pareja. La mayoría sabe el tipo de boda y estilo que quiere, pero desconoce cómo llevarla a cabo. No se sabe por dónde empezar debido al bombardeo de ideas cogidas de internet, Instagram, Pinterest y páginas de bodas.

Sabrá cómo materializar todas esas ideas que los novios quieren ver en su boda, es más, como son muy creativas y conocedoras del sector sabrán incluso superar las expectativas de los novios.

  1. Despreocúpate de todo el día de la boda

Cuentan con la experiencia y formación para ajustar los horarios, gestionar cada uno de los factores a tener en cuenta en la boda, anticiparse a posibles contratiempos o imprevistos y, sobretodo, es capaz de dar solución a ellos, teniendo siempre preparado un plan B, o plan C o incluso D.

Con esta tranquilidad, evitaras el estrés y los nervios propios de estas situaciones. El día de la boda es para que disfrutéis de principio a fin, no es momento para preocupaciones.

KE alquila será el mejor aliado para un wedding planners, un proveedor que facilitará la organización de tu banquete y proveerá de los mejores elementos para completar el proyecto de bodas.

Recomendamos su contratación, incluso en los casos en los que los novios se vean capaces de planificarlo todo por su cuenta.

¡¡Poder disfrutar plenamente el día de tu boda, no tiene precio!!